Chile • Situación urgente en Concepción

Situación urgente en Conce [Actualizado Más Comunicado pobladores y pobladoras de Boca Sur]

anónimx/ Prensa Sur
Sábado 6 de marzo de 2010

Solidaridad con peñis presos y red de apoyo

Solidaridad para nuestros compañerxs secuestradxs

Sobre el Terremoto, la ruina de la sociedad de clases, la generalización del saqueo y la represión estatal

*Nota: Si bien nosotros no consideramos la “contrainformación” como dar la parte de las “noticias” que la tele no dijo y estamos seriamente cuestionándonos el contenido de la misma en torno a sus objetivos y demases (clikea aquí si deseas saber nuestra postura de lo que es o podría llegar a ser hommodolars como prensa comunista/autonoma/anárquica) consideramos que este articulo es de utilidad para los proletarios activos en la 8 región y otras. No somos imbéciles, sabemos que la situación es precaria y la psicosis colectiva aumenta… donde las expresiones comunistas son pequeños destellos entre la miseria… pero con esto pretendemos dar cuenta a los hermanos de clase aquí en Stgo. como en las cercanías de Conce de la situación que está ocurriendo para que empecemos a pensar como reaccionar ante estas situaciones.

Situación urgente en Conce

enviado al mail

Compañerxs, escribimos para comunicarles la delicada situación que se vive hoy en la ciudad de Concepción. Ésta ha sido cubierta ampliamente por los medios de manera morbosa y grosera, respaldando la excesiva militarización y planes de seguridad tan ridiculos como que existan apenas 6 horas al día de “libre tránsito”. Además, queremos denunciar las carencias que afectan a una gran mayoría de pobladores y pobladoras que de promesas saben mucho pero de soluciones poco.

  1. Hasta el día de hoy, ninguna autoridad, exceptuando los milicos, se han aparecido por las poblaciones para ver siquiera los daños que éstas pudieron haber recibido tras el terremoto, o por último, para saber si la gente está viva o muerta.
  2. Por poner un ejemplo: en la población Agüita de la Perdiz, lxs vecinxs sintieron la desesperación (recordemos que estamos a fin de mes y nadie tiene un peso ni mucho menos comida almacenada en la casa) y acudieron en masa a saquear las dependencias del supermercado Santa Isabel, supermercado que no vende electrodomesticos ni articulos de lujo, por lo que lxs pobladorxs solo tomaron lo necesario, es decir, agua y comida. Aclaramos que en varias poblaciones ocurrió algo similar, y que la ultra repetida imagen del tipo llevandose una TV plasma es un punto dentro de la generalidad (no condenamos el hecho de haber saqueado electrodomesticos, solo afirmamos que ésto pasó en pequeña escala a comparación con el saqueo de productos indispensables como comida, leche o agua)
  3. Por lo anterior, la autoridad ha dejado a varios sectores “castigados”, sin ayuda y sin la reposicion de servicios básicos. Ésto ha sido admitido publicamente a través de los medios de prensa por la alcaldeza (proximamente Intendenta).*
  4. Funcionarios de la PDI han hecho correr rumores totalmente absurdos, como el que vendrian “hordas” de delincuentes desde puntos alejadisimos a la población (no hay bencina y hay milicos por todos lados, nos preguntamos si las hordas tendrán helicopteros). Lo anterior ha generado un clima de inseguridad y paranoia que ha motivado a lxs pobladorxs a formar rondas que vigilan el sector toda la noche, con palos y armas de fuego, cosa realmente peligrosa ya que con el cansancio, la tensión y el hambre puede estallar la violencia entre lxs propixs vecinxs.
  5. En estos momentos, la comida ha empezado a escaser en los sectores marginales y no hay dinero para ir a comprar ya que la paga se iba a recibir a contar de la próxima semana.
  6. Las condiciones de sanidad son espantosas, y lxs niñxs y ancianxs han comenzado a enfermarse. El consultorio y hospital están colapsados y es cosa de tiempo para que empiece a morir gente de enfermedades evitables.
  7. La ayuda NO HA LLEGADO aún, la organización ha sido, a lo menos, tardía. Recordamos la imagen de lxs vecinxs en las barricadas cuidando sus casas mientras se reían de la noticia de la creación de “Chile ayuda a Chile”. Todxs sabemos lo pronto que actúan lxs ricxs para proteger su orden, su nación, sus recursos y no les compramos las campañas que organizan siete días después de ocurrido el terremoto, cuando en éstos siete días, si no hubiesen existido los saqueos, la gente ya se habría muerto de hambre.

Entendemos que lo que ocurió fue una catástrofe natural y que la situación es mucho más crítica en otras zonas como Talcahunao, Penco, Coronel o los pueblos del interior de la Región del Maule, pero tener “castigada” a toda una población por no haber respetado el orden establecido, cosa que significa, “deja que lxs ricxs compren todo en los supermercados y tu ve como te las arreglas, tu siempre vas a ser el/la ultimx y debes entenderlo”, nos parece una conducta, al menos, criminal. Por último, rumores como los propagados por la PDI puedeb y DEBEN ser considerados como actos terroristas ya que buscan (y logran) tener asustadxs a lxs pobladorxs.

* Recordemos que la cuica culia de Van Ryyselberghe hablaba horas por la radio el día domingo, respaldando el toque de queda y exigiendo ley marcial. Ojo que será Intendenta.

¿Dónde pasa esto?

[googleMap name=”Mapa interactivo de Concepción, Chile” width=”570″ height=”461″ directions_to=”false”]Concepción, Chile[/googleMap]

Primeras protestas contra la distribución clasista de la ayuda

x prensa sur

Cuando la alcaldesa de Concepción señalo que la entrega de ayuda comenzaría por los barrios de aquella gente que no participo de los saqueos, quedaba claro que los prejuicios clasistas serian los que operarían. Sin embargo la política que anunciaba la futura intendenta cuya familia posee un cumulo de acusaciones en tribunales relacionadas con dineros y propiedades mal habidas, se extendió a toda las autoridades del Estado, ese Estado que desapareció de nuestra región por al menos 48 horas. Hoy los suministros básicos comienzan a ser repuestos en los barrios tradicionales ABC1, en Concepción se jueves abrió una estación de combustible y dos supermercados, el viernes las estaciones ya eran al menos 5 y los supermercados 7, sin embargo todas las comunas aledañas siguen ningún tipo de suministros, no se enteran de llegada de ayudas y solo sienten la agobiante presencia militar y un toque de queda de 18 horas que apenas le permite ir a abastecerse de agua en muchos casos. Ayer viernes en Chiguayante los vecinos pararon un camión municipal exigiéndole ayuda, a lo que las autoridades respondieron con represión policial y militar, durante la noche ya en horas de toque de queda otro grupo de vecinos se enfrento con camiones militares que lanzaban basura en el rio Bio Bio en los márgenes de poblaciones populares. En Coronel también cunde la desesperación por la falta de ayuda, la población camina kilómetros en la ruta hacia Concepción para obtener cosas en saqueos ordenados de las bodegas y avícolas que se encuentran en ese sector. Resulta por decir menos asqueroso la política utilizada para reponer servicios y repartir la ayuda, muchos ya vuelven a la normalidad y otros viven la tragedia tal cual el primer día y ni siquiera se entera de todo lo que está pasando. La situación es especialmente trágica al sur del Bio Bio ya que además de los criterios clasistas se agregan cuestiones estructurales de conectividad, lo mismo en Talcahuano y ciudades costeras donde el desastre es tal que dificultaran por mucho tiempo la llegada de suministros.

ACTUALIZACIÓN [Más Comunicado pobladores y pobladoras de Boca Sur]

A la comunidad en general, frente al desprestigio de nuestra población desde los medios de comunicación, declaramos lo siguiente:

  1. A una semana del terremoto que golpeó fuertemente a nuestro pueblo, nuestra población se encuentra totalmente desprotegida de la protección militar y policial, no contamos con los servicios básicos y las autoridades (alcaldes de San Pedro de la Paz y Concepción) no han encontrado mejor remedio a la inoperancia que han tenido, en relación a la entrega de ayudas, atacar a los pobladores/as con calificativos de “saqueadores” a través de los medios de prensa, donde han manifestado que serán los últimos en recibir ayuda, dejando a la deriva a una comunidad que llega a los 60 mil habitantes.
  2. En relación a los “saqueadores” aclaramos que no es responsabilidad de los vecinos/as esta situación, la inoperancia del Gobierno no la podemos pagar los más necesitados, la desesperación ante la incertidumbre de lo que pasará y la falta de alimentos obligó a muchas familias a ingresar a los supermercados y obtener alimentos para los suyos. Lo excesos ocurridos los días posteriores son el claro reflejo de la burocracia estatal, la que tardó tres días en poner a militares en la seguridad pública.
  3. A pesar de la falta de respeto de la alcaldesa de Concepción y San Pedro de la Paz en calificar de “saqueadores” a los pobladores y pobladoras de Boca Sur y del borde costero de la comuna, la respuesta es la organización, solidaridad y unidad de los vecinos/as, los que se han organizado en guardias vecinales para defender los pasajes y calles, se han instalado comedores populares y se ha centralizado la información en una casa del la población que muestra la capacidad que tenemos los pobladores/as para cuidarnos y dar respuesta a nuestras demandas.
  4. Hacemos un llamado urgente a las autoridades a reaccionar y a dar explicaciones a los vecinos/as por lo ocurrido, la rabia y la impotencia contenida con tanta situación desfavorable sólo generará reacciones descontroladas cuando no se cuenta con lo mínimo para poder vivir. Entendemos la situación que está viviendo nuestro país, vivimos momentos donde la unidad es fundamental para salir adelante, pero no aceptaremos el olvido y la estigmatización a nuestra población y otras que han sido castigadas por ser pobres.
  5. Finalmente, agradecemos a pobladores/as de la población La Legua de Santiago y organizaciones sociales de Santiago, las que han hecho un enorme esfuerzo en enviar ayuda solidaria para nuestro barrio, el que es olvidado por el municipio y gobierno. Ahora más que nunca el pueblo se ayuda fuerza y unidad!

Rafael Gumucio, escritor.

Varios terremotos anteriores y un desarrollo innegable nos hicieron creer que ésta sería una catástrofe sin víctimas. Como muchas cosas en Chile, el desastre (social) es sutil y muchas veces invisible pero está ahí, agazapado. Lo mismo que ocurrió con los edificios, según el literato, se puede decir de la sociedad chilena: la fachada ha quedado más o menos intacta, la estructura no se ha desmoronado, pero muchas de las grietas ocultas del país se han hecho más profundas.

Organizar en las poblaciones:

  1. Guardias vecinales para cuidar los barrios.
  2. Impulsar Casas de la Unidad que sirvan de espacios de información y encuentro de lxs vecinxs.
  3. Instalar comedores populares que colectivamente den respuesta a los problemas de abastecimiento, priorizando por niñxs y ancianas.

Por el sacrificio de nuestros padres, por el futuro de nuestro hijos/as

A fortalecer la unidad del pueblo!!

Lucía Dammert, socióloga.

Pero lo que se generó en Concepción va mucho más allá por que demostró la fragilidad del orden y la paz pública, evidenció las profundas fracturas sociales que nos rodean y materializó la violencia como método reconocido para resolver todo tipo de conflictos. Aquellos que “aprovecharon” la situación para robar electrodomésticos, saquear tiendas y casas particulares son una muestra de un problema mucho más profundo en el país. Diferente pero vinculado también con aquellos que aumentaron el precio del pan y otros insumos básicos, que duplicaron el costo de los traslados y que incluso acapararon alimentos en zonas que no fueron afectadas gravemente por el fenómeno. ¿Qué nos está pasando? Esta es la pregunta que invadió a millones de chilenos que vimos por televisión una seguidilla de hechos impensables en medio de una tragedia humana que no se logra resolver. Lamentablemente, hace mucho que se está haciendo hincapié en el malestar social que nos invadía calladamente y que explotó en los últimos días. El bicentenario nos encuentra con un país fracturado, dividido socialmente, con población que se siente excluida y actúa en consecuencia, con falta de valores de comunidad, colaboración y respeto en muchos sectores de la población.

Junta de Vecinos 8-R Boca Sur
Escuela Libre y Popular Víctor Jara

Una apología a la violencia de clase, que se suma a la columna de Fernando Villegas hace unos días en la tercera. Esta es la portada de la Cuarta, donde sacando provecho del estado de catastrofe se legitima la violencia de los milicos una vez que la prensa en conjunto con la derecha política presionaron hasta lograr militarizar la zona. otro ejemplo es la alegría de LUN. Ojo!. Ahi donde creemos que leemos diarios “faranduleros” o “populares” es donde mas se refuerza la ideologia capitalista. Esto va en completa relación con los artículos que mencionan como se ha ido construyendo una presión mediática para poner milicos en las calles. Y esperamos que los modos en que hemos intentado “reflexionar” sobre estas situaciones no sean un mero caldo de cabeza para quienes leen, sino una provocacion a continuar actuando en tanto sabemos que quienes comprenden lo vertido aquí, son los proletarios que se encuentran en algun grado de actividad contra el Estado/Capital.

Nos unimos a las palabras de los compas de Rojoscuro: “Así se despide la alegría de la Concertación, así comienzan los tiempos mejores del fascismo reciclado dirigido por Piñera-piraña: con milicos en la calle; periodistas vomitando todo su odio contra los sectores más incontrolados y pregonando por las cámaras su devoción por el orden y la santa propiedad privada; con presos siendo asesinados por la espalda por los gendarmes, cuando corrían entre los muros caídos, hacia la libertad (por suerte cientos lograron escapar); con la milica Bachelet decretando el toque de queda, y con los rumores de saqueos de una población contra otra, esparcidos por fuerzas estatales y paraestatales, (como lo hacían en los años de las grandes protestas contra la dictadura militar en la década de los 80), para frenar la extensión y el contagio incontrolable de los saqueos, y fortalecer las divisiones entre los explotados. Cuando decimos ineficientes, no estamos pidiendo un buen gobierno, una buena administración de los recursos, ni otras basuras caritativas y cuidadanistas. Sencillamente estamos señalando algo que es obvio como el sol en el cielo: no advirtieron a la población del tsunami, relativizaron la intensidad del terremoto, no coordinaron sus organismos de rescate, y hasta ahora siguen ocultando los miles de muertos que señala la prensa extranjera. Pero para proteger las grandes propiedades de los capitalistas, e imponer el terrorismo de estado, vuelven a mostrar toda su eficiencia, aunque la lucha incluso en las más trágicas condiciones, vuelve a enseñarnos que las fuerzas represivas militares y policiales no son todopoderosas. Así comienzan las celebraciones del bicentenario de la independencia de este maldito Estado de Chile: con la jauría militar y periodística abalanzándose con todo su odio contra los explotados, con los ciudadanos y las fuerzas políticas y de propaganda del capital saludando las columnas de tanques (sean autoridades de toda calaña, curas y sus rebaños, periodistas ganapanes o ex-rodriguistas apitutados en alguna municipalidad), con la inyección masiva del veneno del nacionalismo, con los edificios de las ya horribles ciudades, convertidos en verdadero símbolo de lo que son: tumbas colectivas, donde yacen los esclavos asalariados. El enemigo de la humanidad no es la naturaleza, sino el capitalismo, que nos tiene enajenados de la madre tierra y alienados de nosotros mismos. ¿Catástrofe “natural”? ¡¡Catástrofe capitalista!!”

Detener a los que siembran el pánico en Concepción

Informados por«soloelpuebloayudaaelpueblo».
Rafael Gumucio en «La Jornada».
Sofía Dammert en «La Tercera».
Fotografías de «meborre.com».

Gracias a nuestro compañero.

Comentarios desde Facebook

Leave a Reply